El Español: “Probamos el Invicta Electric D2S, el coche eléctrico más barato de España; desde 8.500 euros”

El Español: “Probamos el Invicta Electric D2S, el coche eléctrico más barato de España; desde 8.500 euros”

El Invicta Electric D2S es un pequeño eléctrico de dos plazas y 150 km de autonomía que con descuentos y subvenciones es el coche de cero emisiones más barato.

En la sección de Motor de El Español hemos realizado una primera prueba al Invicta Electric D2S. Se trata de un coche 100% eléctrico que se caracteriza por su pequeño tamaño y precio reducido.

Si bien el Invicta Electric DS2 parece un microcoche (por su tamaño pequeño y por su diseño llamativo) en realidad estamos ante un turismo convencional. En España se comercializa bajo la marca Invicta Electric, si bien en otros países es el Zhidou D2S. En todos ellos, no obstante, el coche es el mismo y tras su marca, la china Zhidou, están fabricantes como Geely. En España se importa de la mano del Grupo Invicta, compañía que también vende otras marcas como DFSK.

Este Invicta Electric DS2 parte de un precio de 19.705 euros; cifra que, desde la marca, señalan que se reduce en 2.211 euros, con un descuento de lanzamiento. A ello se suma un descuento adicional por financiación de otros 2.000 euros adicionales.

Y cierra la lista de reducciones, la subvención del Plan Moves 3 que es de hasta 7.000 euros, si el usuario entrega un coche viejo para achatarrar. Esto significa, por tanto, que su precio puede reducirse hasta los 8.495 euros, según nos confirman desde Invicta. A continuación, detallamos los descuentos de este coche en esta tabla:

Esta cifra convierte al Invicta Electric DS2 en el coche eléctrico más barato a la venta en España. Hasta ahora este ‘título’ honorífico correspondía al Dacia Spring, modelo que también hemos probado en El Español y que está teniendo un gran éxito comercial. Si bien el Dacia Spring tiene un precio de partida inferior, al contar con menos descuento, el precio final es mayor. De ahí que el Invicta Electric DS2 haya ‘arrebatado’ el hecho de ser el eléctrico más barato, tal y como recogemos a continuación:

Cómo es el Invicta DS2

El Invicta Electric DS2, eso sí, no es como un Dacia Spring. Mientras que el Spring es un turismo de cuatro plazas (con dos filas de asientos), el Invicta Electric DS2 solo cuenta con dos plazas (una fila de asientos). Esto hace que, en realidad, un modelo a comparar similar sería el smart fortwo, con dimensiones similares y también con dos plazas.

Continuando con su tamaño, el Invicta Electric DS2 cuenta con una longitud de 2,8 metros, una anchura de 1,49 metros y una altura de 1,55 metros. Su distancia entre ejes es de 1,76 metros. Un Smart fortwo tiene algo más de batalla y, por el contrario, menos longitud. Además, es más ancho. La altura, en cambio, es similar.

Una vez dentro del Invicta Electric DS2 podemos decir que dos adultos pueden viajar con razonable espacio interior.

En este sentido no le podemos poner pega alguna, salvo por la configuración de dos plazas en sí misma, que le limitan como vehículo familiar. Por el contrario, el espacio de carga es más que razonable, lo que nos permite, por ejemplo, hacer la compra de varios días e introducirla en el mismo.

Qué motor tiene

Continuando con otros aspectos técnicos, comprobamos que el Invicta Electric DS2 cuenta con un motor de contenida potencia. En concreto, estamos hablando de un propulsor eléctrico de menos de 50 CV, una cifra que a muchos les podrá parecer demasiado contenida, pero que sin embargo en un eléctrico de pequeño tamaño y reducido peso (menos de 1.000 kilos) es más que suficiente para que sea ágil en ciudad.

Este motor se alimenta de una batería de 17 kWh de capacidad. Una batería que le dota, según la marca de hasta 150 kilómetros de autonomía. Nosotros durante la prueba hemos realizado algo menos de 100 kilómetros y todavía nos quedaba aproximadamente alrededor del 35% de capacidad de la batería. Así que pensamos que sí puede ser una autonomía real y que incluso si nos movemos solo por ciudad podría ser incluso mayor.

Un coche urbano

Lo que sí ha dejado patente este modelo es que se trata de un coche urbano. Es cierto que al ser un turismo puede circular por cualquier carretera. Pero su velocidad máxima supera por poco los 100 kilómetros por hora. Por ello, desde aquí pensamos que es una velocidad algo reducida para encarar una autopista, ya que la mayoría de los coches circularán más rápido que nosotros.

Asimismo, el coche ‘sufre’ quizás en exceso cuando salimos de la ciudad, ya que elementos como las irregularidades del pavimento hacen que la suspensión no las absorba como debiera y  todo ello provoque ciertos rebotes en el conjunto del vehículo.

En ciudad, por el contrario, el Invicta Electric DS2 muestra lo mejor de sí. Al ser muy pequeño es muy fácil aparcarlo en cualquier sitio, maniobra muy bien, gira también de forma notable y tal y como hemos dicho consume muy poca electricidad en ciudad.

Destaca

Continuando con los aspectos destacables nos quedamos con el selector del cambio (al ser eléctrico no tiene velocidades y se puede elegir una especie de rueda para seleccionar marcha adelante, marcha atrás o posición de parado).

También nos ha gustado su gran pantalla interior, con elementos como la cámara marcha atrás, algo insólito en un coche tan pequeño. Y cierra la lista de virtudes equipamiento como los asientos con los reposacabezas incorporados que hacen que sea un coche cómodo.

A mejorar

Por el contrario, hay aspectos menos llamativos como son los pitidos que suenan cuando iniciamos la marcha atrás. Y lo mismo también llama la atención con el freno de mano puesto que es mecánico y de pie, algo que no va en consonancia con un vehículo eléctrico.

Conclusión

Como punto final podemos decir que estamos ante un vehículo muy sencillo. Un coche eléctrico pensado como segundo o tercer vehículo familiar, destinado principalmente a trayectos cortos y urbanos.

Como contrapartida al ser un coche que se puede cargar con una toma de corriente convencional en menos de seis horas, también tenemos que reconocer que es muy fácil de utilizar y que es barato en su uso. Una carga podría suponer unos 2 euros en horas valle y con tres cargas tendríamos suficiente para movernos toda la semana.

 

FUENTE: https://www.elespanol.com/

Parte superior